Introducción a INTELIGENCIA CÍVICA

Ver la entrada

Los espacios sociales como los centros docentes y las empresas posibilitan la interacción y transmisión de valores. Pero éstos pueden ser alterados por los nuevos comportamientos, como el bullying en ambientes escolares o el mobbing en ambientes empresariales. Los municipios, además de enfrentarse a estos tiene los botellones, etc., por lo que establecen normas para sancionar a quienes alteran la convivencia o civismo; igual los centros docentes y las empresas. De ahí que la Inteligencia Cívica proponga para evitarlos rechazar la violencia o agresión física, psíquica y social, matar, robar, mentir, mala gestión y servicios deficientes, y respetar a las personas, y a las normas, objetos y espacios públicos. Pero estos valores o deberes humanos y cívicos sólo surten efectos cuando los incorporamos e integramos en nuestra vida y los ponemos como ejes de ella, pues nadie aprende a ser humano y cívico por leer diez folios, superar una evaluación o doctorarse.

4 comentarios en “Introducción a INTELIGENCIA CÍVICA”

  1. En una sociedad como esta de la tercera década del siglo XXI, practicar el civismo es imprescindible, porque de lo contrario la inseguridad y la incertidumbre se multiplica y la convivencia sería caótica. Pero gracias a organizaciones como Mundo Cívico tomamos conciencia de lo necesario que es la Inteligencia Cívica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *